Göttinger Predigten

deutsch English espańol
portuguęs dansk Schweiz

Startseite

Aktuelle Predigten

Archiv

Besondere Gelegenheiten

Suche

Links

Gästebuch

Konzeption

Unsere Autoren weltweit

Kontakt
ISSN 2195-3171





Göttinger Predigten im Internet hg. von U. Nembach

Noche Vieja, 31.12.2012

Sermón sobre Salmo 72:, por Rodolfo R. Reinich

Este himno – oración era rezado o cantado durante la entronización de un rey o celebración anual en Jerusalén en honor de dicha regia autoridad.

El salmo 72 nos recuerda también la oración que se dirigía a Dios para pedirle que conceda a dicho poderoso gobernante la divina función de juez supremo, para ejercer la justicia, optando principalmente a favor de los pobres, los oprimidos y despojados de sus derechos. (V.12-14)

De esta manera se recuerda al nuevo gobernante una serie de peticiones, deseos y expectativas concretas de justicia en las relaciones con Dios, entre las personas y con la naturaleza. En última instancia se expresa el anhelo de una paz duradera y una salvación abarcadora e integral. Entonces surgirá un nuevo régimen universal con una abundante bendición de cosecha (v. 16) para el bienestar de todas las personas.

Finalmente se expresa una alabanza para quien gobierne de esa manera (V. 18-19) y sobre todo se agradece y pide a Dios que amplíe su soberanía divina en este mundo. (¡Tu Reino venga a nosotros!)

Aunque no sea fácil relacionar este salmo con Jesús, la Iglesia antigua sin embargo lo ha utilizado como una lectura especial en las celebraciones de Epifania, la manifestación de Jesús. Nos recuerda: “la presencia de los reyes de Oriente que la “fama” de Jesús, ya desde su nacimiento se extiende, mas allá de las fronteras de Israel y, por lo tanto, que su misión no solamente se limitaría a los compatriotas. Por otra parte, la calificación de Jesús como “rey de los judíos”, es una clara alusión a su rol mesiánico, que remite en el fondo, a su muerte en la cruz. (Leccionario Ecuménico de la IERP – 2004, Pág. 20).

Por esta razón considero que el contenido del Salmo se extiende mucho más allá del Antiguo Testamento. La realidad a la que se refiere el mismo es la soberanía de Dios, iniciada por   “El Rey de reyes” y “Señor de Señores”, Jesucristo, el Salvador y Príncipe de Paz. Por medio de Él serán bendecidos todos los pueblos. Esto es un poderoso consuelo y una confiable promesa. El cumple lo que promete. ¡Esto también tendrá vigencia desde el comienzo hasta el final del año 2013!

En primer lugar podemos pedir, rogar concretamente por un gobierno justo, que actúe con sabiduría y responsabilidad social para todos, en especial por quienes son los mas “preferidos” de Jesús, también en una especial actitud preservadora de la naturaleza.

Pero, ya no podemos delegar conscientemente esta esperanza simplemente orando por nuestros gobernantes; sino que cada uno debe asumir el desafío y la tarea a favor de toda la comunidad; también de todos seguidores de Jesús en esta tierra. Nosotros no podemos permanecer indiferentes frente a quienes merecieron el amor y la especial atención del Señor. Amen.



Pastor amerito Rodolfo R. Reinich
Buenos Aires
E-Mail: rodolforeinich@gmail.com

(zurück zum Seitenanfang)